DETECTAN «PRIVILEGIOS» A REOS DEL CERESO DE CHETUMAL

Teléfonos celulares, estupefacientes y hasta un aire acondicionado fueron asegurados durante una inspección en el Centro de Reinserción Social (Cereso) de Chetumal, por elementos federales.

El personal directivo quedó bajo investigación, pues también se hallaron a internos lesionados por supuesta tortura.

Antes de la medianoche se halló una manta a través de la cual se amenazó a un interno de la citada cárcel, por presuntamente orquestar dos ejecuciones en Chetumal.

De acuerdo a investigaciones del Sistema Penitenciario Federal y el Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP), personal de la Ciudad de México vino a supervisar el Cereso de Chetumal.

La mañana de ayer durante un recorrido se incautaron cuatro teléfonos celulares, un kilogramo de supuesta marihuana, memorias USB, y un aire acondicionado que estaba en “una celda de lujo”, al parecer donde vive un recluso identificado como D. S. G.

Asimismo, se halló a internos con signos recientes de aparente tortura, que fueron entrevistados y fotografiados para tener evidencia.

El director del Cereso de Chetumal, Ángel Domínguez Arias, custodios y hasta elementos de la Policía Quintana Roo encargados de la seguridad perimetral son investigados, por el supuesto ingreso de artículos y sustancias prohibidas al Cereso de Chetumal.

La supervisión incluyó las oficinas del penal y se revisaron expedientes de algunos internos considerados de alta peligrosidad y documentación confidencial.

Pasada la medianoche, en la barda de Bachilleres 2, fue reportada una manta a través de la cual se amenazó a un interno del Cereso de Chetumal, por ordenar los homicidios violentos de dos personas: una en el Aeropuerto Internacional de Chetumal y en unos departamentos situados en la parte trasera del Instituto Tecnológico (Itch).

La Policía Quintana Roo intentó detener a un grupo de personas, inclusive una mujer, que tomaron fotografías de la manta y evento.