NI UNA PANDEMIA DETENDRÁ EL DESARROLLO DE QUINTANA ROO: GOBERNADOR CARLOS JOAQUÍN

El Covid-19 cambió el rumbo de Quintana Roo, sin embargo, no detendrá los proyectos definidos por la presente administración afirmó el gobernador Carlos Joaquín González, al dirigir su mensaje a la ciudadanía la noche de este martes.

Porque el trabajo del Gobierno del Estado, sectores económico y ciudadanía en general, incidirá en la reactivación económica gradual, pero con resultados inmediatos.

La mañana de este martes el jefe del Ejecutivo Estatal acudió al Poder Legislativo a entregar la Glosa del Cuarto Informe de Labores, y los representantes de las fracciones parlamentarias representadas en la XVI Legislatura externaron sus posturas, algunas con observaciones y críticas.

El gobernador del estado emitió un informe en torno al estado de la administración pública y un mensaje político.

Los diputados se centrarán en el análisis de la Glosa del Informe de Labores, y posteriormente, en caso de haber inconsistencias, convocarán a integrantes del gabinete a comparecer para ampliar información y despejar dudas.  

Por la noche, a través de redes sociales y el Sistema Quintanarroense de Comunicación Social (SQCS), así como estaciones enlazadas dirigió su mensaje a la ciudadanía.

Informó que 13 de marzo, cuando se presentó el primer caso de COVID-19, marcó esta etapa de su gestión, desde ese entonces se inició con la preparación de infraestructura y capacitación del personal para atenderle.

La devastación económica fue complicada, pues el 97 por ciento de los hoteles, con casi 105 mil cuartos, dejó de operar, y en consecuencia, los jefes de 190 mil familias de la Zona Norte que dependían del sector perdieron sus empleos. En toda la entidad la cifra excedió las 300 mil.

Eso obligó al Ejecutivo Estatal a diseñar un plan de reactivación, que se denominó “Juntos Saldremos Adelante”. Los resultados comienzan a plasmarse, ahora que el Norte de Quintana Roo se ubica en “Semáforo Amarillo” mientras que el centro y sur en “Naranja”.

Aunque para llegar a ello hubo que desplegar esfuerzo e invertir recursos no considerados para ese fin. El esfuerzo fue mayúsculo porque la Federación no aportó recursos extras.

Se ejecutó el Plan “Juntos Saldremos Adelante” consta de tres apartados: Salvar Vidas, que es el más importante; Apoyo a Familias y; Reactivación Económica.

A partir del 23 de marzo se exhortó a aproximadamente un millón de habitantes a permanecer en confinamiento social. Casi 10 mil personas que conforman el Sector Salud, se dedicaron a atender a quienes resultaron infectados con el SARS-CoV-2, mediante el plan llamado por el gobernador del estado, como “el Desafío de la Esperanza”.

Hubo necesidad de invertir en el Sector Salud que recibió deficiente, de parte de la anterior administración. Se invirtieron 961 millones de pesos, equivalente al 600% en cuatro meses, de lo destinado para este rubro. El trabajo conjunto permitió fortalecerle pues el número de especialidades incrementó de 32 a 47.

Paralelamente se certificaron 198 servicios y la plantilla laboral fue reforzada por mil trabajadores. Ahora es de dos mil 900.

El sector empresarial fue involucrado en este esquema debido a que en 375 hoteles se aplicaron 40 protocolos de prevención del virus.

La reinversión llevó a endurecer las medidas de austeridad, porque aun cuando la deuda había sido mitigada, el margen de maniobra es reducido.

Al asumir funciones como gobernador en septiembre de 2016, la deuda a largo plazo era de 19 mil 147 millones de pesos, mientras que la de corto o pasivos circundantes, de dos mil millones 143 mil pesos.

La deuda per capita era de 15 mil 335 pesos. Para solventarla, de cada peso que ingresaba al estado, 85 centavos iban destinados para el pago de la misma. Sin embargo, el manejo riguroso del presupuesto permitió reducirle a 13 mil siete pesos.   

La disciplina financiera ha permitido disminución de dos mil 728 pesos. De tasa de interés del 4.8 por ciento registrada en el 2016, ahora es del 3.9.

Se desplegó un plan alimentario que permitió la entrega de un millón 42 mil 200 despensas, proceso realizado por tres mil brigadistas, en beneficio de casi 500 familias en condiciones de vulnerabilidad a causa del virus.

También se destinaron 37 millones de pesos para subsidios de casi 500 mil familias, que son el 68% de la población, que consumen menos de 250 kilowatts. Asimismo, se benefició a 400 mil familias con gas butano.

El gobernador del Estado lamentó que derivado del confinamiento social la violencia intrafamiliar aumentó. Dos mil 793 mujeres fueron asistidas para liberarse de este mal.

A través del Programa “Médico en Tu Casa” se atendieron a mil 700 pacientes.

Reconoció de manera especial a siete mil 500 empresarios que, pese a las condiciones mantuvieron su plantilla laboral. Así 380 mil fuentes de empleo se mantuvieron.

En los casos donde no hubo posibilidad y derivó en litigios, a través de autoridades defensoras del trabajo se recuperaron 491 millones de pesos, mediante 11 mil 834 convenios.

La naturaleza también incidió en contra de Quintana Roo. Aunque no impactó de manera directa, la Tormenta Tropical “Cristóbal” causó inundaciones en el centro y sur de Quintana Roo.

Los daños afectaron a 11 mil 423 familias, de 88 comunidades que perdieron sus patrimonios. También hubo pérdidas de 350 kilómetros de carreteras e infraestructura derivada.  

El Fondo Nacional para Desastres Naturales (Fonden) no considera inundaciones en zonas rurales como situación de desastre, motivo por el cual, Joaquín González solicitó a los legisladores federales, principalmente a los de Quintana Roo, considerarlo con el fin de modificar las reglas de operación.

Actualmente la entidad está en fase de recuperación. La unificación de criterios a través de los semáforos “nacional” y “estatal”, le ha favorecido.

El Programa “Médico en Tu Chamba” ha apoyado en 53 obras donde laboran más de cuatro mil personas del sector de la construcción.

Esta actividad ha generado circulación de capital y fortalecimiento de las actividades productivas.

Un apartado que es prioridad nacional, y que en Quintana Roo se exige es la Seguridad Pública. Se invirtieron tres mil 500 millones de pesos. Si bien se tienen indicadores de disminución de inseguridad con respecto al año pasado, la población no le percibe pues los delitos patrimoniales son los que más afectan.

“Mientras un quintanarroense sea víctima de la inseguridad no habrá nada que celebrar” reconoció el jefe del Ejecutivo Estatal.

Otros rubros que son importantes para el desarrollo de Quintana Roo consisten en la transparencia y rendición de cuentas, combate a la corrupción; preservación del Medio Ambiente y Ordenamiento Ecológico.

Entre los pendientes a realizar en los próximos dos años destacan la Central de Abastos, la construcción de planta de ciclo combinado de energía, el Parque Industrial Recinto Fiscalizado, el gasoducto Cuxtal II, proyectos industriales y hoteleros en la zona sur y sustitución de distribución de agua potable.

Ante el inicio de próximo Proceso Electoral Local Federal 2020-2021, el fortalecimiento de la democracia es un postulado, y los integrantes del gabinete estatal y ampliado con aspiraciones políticas, así como representantes populares con intención de reelegirse han sido exhortados al respecto.

El gobernador del estado afirmó que pese a la adversidad se han obtenido logros importantes, sin embargo todavía resta mucho por hacer.