PARÁLISIS ECONÓMICA IMPACTA A 9 MIL EMPLEOS DE LA CONSTRUCCIÓN

Unas 80 empresas se encuentran paralizadas por falta de demanda de servicios, lo que ha generado que al menos nueve mil empleos estén detenidos a causa de la contingencia sanitaria por COVID-19.

La pandemia ha representado pérdidas por el orden de los 900 millones de pesos en obras que han dejado de ejecutarse, pero, además, la adjudicación de obra a empresas foráneas es factor en detrimento del sector.

La CMIC en Quintana Roo reconoce que la construcción moviliza a 55 sectores económicos, sin embargo, están detenidos por falta de solvencia económica.

En reunión con el secretario de Gobierno, Arturo Contreras Castillo, le plantearon la necesidad de que el Ejecutivo Estatal implemente acciones de reactivación económica.

Porque las actividades primarias y secundarias están afectadas.

Solicitaron intercedan para que las empresas locales sean consideradas en las obras del Tren Maya, y confiaron que el gobernador del Estado, Carlos Joaquín González, respaldará su petición.